Cada día son más los fabricantes que incorporan en la fabricación de sus nuevos electrodomésticos las teclas táctiles, en estas teclas basta con deslizar el dedo por encima para activar la opción deseada. Pero  tienen un problema,  la acumulación de suciedad y restos de detergente en la superficie de contacto pueden provocar un mal funcionamiento.



A continuación os muestro un vídeo con todo el proceso de cómo solucionar el problema del mal funcionamiento de las teclas táctiles en una lavadora de la marca Bosch.

AYÚDANOS A CRECER

 

¡COMPARTE!

Si te ha gustado el contenido de este blog comparte en tus redes sociales para poder llegar a más gente.

¡SUSCRÍBETE!

Envíanos tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de las nuevas publicaciones.




1º Limpiamos la superficie de contacto exterior de todas las teclas. Si aún después de limpiarlas no funcionan correctamente, tendremos que limpiar la superficie interior.

2º Para ello, retiramos la jabonera y los tornillos que sujetan el frontal. Sacamos el frontal, teniendo cuidado de desconectar antes las conexiones de la placa electrónica.

3º Separamos la placa electrónica del frontal.

4º Limpiamos todos los sensores táctiles y la superficie de contacto de los sensores en el frontal.

5º Una vez limpios, volvemos a colocar la placa electrónica en el frontal. Conectamos sus conexiones y lo colocamos en la lavadora. Sujetamos el frontal con los tornillos y colocamos la jabonera.

6º Comprobamos el funcionamiento de las teclas. Si continuasen sin funcionar correctamente, podría deberse a un fallo en la placa electrónica.

Este procedimiento se puede realizar en cualquier electrodoméstico que funcione con teclas táctiles.



Artículos relacionados:




También te puede interesar: