Hoy os enseñaré como arrancar manualmente un motor-compresor de un frigorífico sin el sistema de arranque. Este método nos funcionaría en la mayoría de compresores que hay en el mercado, y sirve para comprobar el funcionamiento del compresor, descartando así una avería en su mecanismo interno o sus bobinas.

A continuación os muestro un vídeo en el que explico paso a paso como realizar esta prueba en un motor-compresor como el que tienen la mayoría de frigoríficos que tenemos en nuestras casas.

 

Para llevar a cabo esta prueba necesitamos un cable con un enchufe en un extremo y terminales en el otro.

Comenzaremos desmontando la caja de conexiones del compresor. Para poder mostraros con más detalle el resto del procedimiento he desmontado el compresor del frigorífico. Continuaremos retirando el clixon y la PTC.

Una vez retirada por completo la caja de conexiones veremos tres terminales, correspondientes con la bobina de arranque, la bobina de funcionamiento y un terminal común. Para llevar a cabo esta prueba tendremos que identificar a que corresponde cada uno de los terminales, y para ello utilizaremos un multímetro en la medición de resistencia. Mediremos la resistencia entre los tres terminales, y en los dos que obtengamos una mayor resistencia serán los terminales correspondientes con las bobinas, siendo el otro terminal, el terminal común. El valor obtenido en esta medición se corresponde con la suma de la bobina de arranque y la bobina de funcionamiento. A continuación medimos la resistencia entre el terminal común y los otros dos terminales. Con el terminal que obtengamos una mayor resistencia en relación con el terminal común se corresponde con la bobina de arranque y en el que obtengamos una menor resistencia en relación con el terminal común se corresponderá con la bobina de funcionamiento.

Una vez identificados todos los terminales del compresor procederemos con sus conexiones utilizando el cable mencionado anteriormente. Os recuerdo que cuando trabajemos con corriente eléctrica como en este caso debemos extremar las precauciones, desconectando el enchufe de la red antes de manipular cualquier conexión. Comenzaremos conectando el cable verde y amarillo (Tierra) con la carcasa del compresor, el cable marrón (Fase) con el terminal común y el cable azul (Neutro) con el terminal de la bobina de funcionamiento. A continuación conectaremos el enchufe a la red eléctrica, y justo después, con la ayuda de un destornillador de electricista perfectamente aislado, realizaremos un puente durante unos segundos entre la bobina de arranque y la bobina de funcionamiento para arrancar el compresor. Si al realizar este puente el compresor no arrancase es muy probable que tenga algún defecto en su mecanismo interno o alguna de sus bobinas dañada.

 

¡COMPARTE!

Si te ha gustado el contenido de este blog comparte en tus redes sociales para poder llegar al mayor número de personas.

¡SUSCRIBETE!

Envíanos tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de las nuevas publicaciones.

Artículos relacionados:

También te puede interesar: